5 libros de economía para dejar debajo del Árbol de Navidad

La Navidad es una época muy especial, pero también puede ser un quebradero de cabeza. Los compromisos sociales se acumulan y es difícil sacar tiempo para dar a basto con todas las obligaciones propias de estas fechas.

Hoy nos hemos propuesto aligeraros un poco la carga y proponeros algunos de los libros más interesantes sobre economía. Tanto si este año en el amigo invisible te ha tocado el familiar economista, como si ese familiar eres tú y te gustaría compartir tu conocimiento sin tener que dar una clase magistral en la cena de Nochebuena, seguro que este lista puede ayudarte con tus regalos.

librosLas corbatas y los perfumes están muy vistos. Además, ¿hay algo mejor que recibir un libro por Navidad? Desde luego, es un regalo que demuestra mucho interés por parte de quien lo da y hace más sabio al que lo recibe. Todo un acierto.

Flash Boys:

Michael Lewis, exbroker y periodista económico trata de arrojar luz sobre la teoría de que los ordenadores manipulan el mercado bursátil. Basado en las denuncias de los movimientos críticos con la banca, el libro se adentra en las operaciones realizadas por los equipos de alta frecuencia. El libro fue un éxito en su lanzamiento, ya que coincidió con una investigación del FBI sobre este tipo de prácticas.

El arte de empezar:

Guy Kawasaki nos da las claves en este libro para comenzar un negocio y saber cómo lanzar productos y servicios de éxito al mercado. Un buen punto de arranque El autor es uno de los profesionales en emprendimiento más reconocidos del mundo, por lo que dejarse orientar en las primeras etapas por él, parece una buena idea.

La economía en 365 preguntas:

Una pregunta para cada día del año de la mano de uno de los economistas más mediáticos de nuestro país, Leopoldo Abadía. Todo un ejercicio para hacer llegar los conceptos económicos de forma clara y directa. Con un lenguaje sencillo, Abadía arroja luz sobre algunas de las dudas más comunes de los no iniciados.

Nunca te fíes de un economista que no dude:

Los autores de este libro se toman la economía como algo transversal a cualquier circunstancia de la vida. No es algo aislado. El punto de partida de Javier García, Andrés Alonso y Abel Fernández es la humildad para utilizar la duda como herramienta de descubrimiento científico.

 La declaración de la renta para dummies:

 El ejemplar más práctico de la lista. Todo el mundo teme, en mayor o menor medida, el momento de enfrentarse a los impuestos. De esta forma, cualquier economista puede librarse de las típicas llamadas de amigos y familiares cuando la campaña se acerca. Alejandro Ebrat, su autor, crea una guía útil para liberar a los economistas de esas dudas.

Con esta selección de libros cualquier economista puede hacerse entender entre sus allegados. O incluso ampliar sus propios conocimientos.

¿Se os ocurre algún libro más sobre economía que regalar a vuestros amigos o familiares?

 

 

 

 

3 startups españolas que pisan fuerte

El emprendimiento es una forma de entender el empleo y la economía que está en boca de todos hoy en día. En un contexto de crisis y paro, a veces la única alternativa pasa por arriesgarse a dar el salto y construir nuestro propio modelo de negocio. Aunque al principio pueda asustar, si contamos con una buena idea acompañada de un planteamiento coherente y bien estructurado, las posibilidades de éxito son muy reales.

Para entender este contexto, hay que aclarar un concepto clave: el de startup. Se trata de empresas de reciente creación con un amplio potencial de desarrollo. Aunque pueden centrarse en cualquier tipo de sector productivo, el término viene usándose comúnmente para referirse a compañías vinculadas con la tecnología.

startups

El desarrollo de las nuevas tecnologías de la comunicación ha hecho posible que este tipo de proyectos cuenten con el impulso necesario para darse a conocer y llegar a posibles inversores.  Esto constituye un punto fundamental, ya que lo más habitual es que para poner en marcha su negocio, los emprendedores que apuestan por una startup no recurran a las fuentes financiación clásicas como los créditos bancarios.

La proliferación de este tipo de empresas responde en gran medida a un cambio de mentalidad en los planteamientos laborales, especialmente entre los jóvenes. Ante la falta de oportunidades, el ingenio se agudiza y las ideas innovadoras se abren paso.

En los últimos años, España se ha convertido en un fértil invernadero de proyectos con gran visibilidad internacional. Si hay algo que se puede argumentar en contra de este modelo de negocio es su temporalidad. Siempre resulta complicado encontrar un hueco para la innovación. Sin embargo, con el paso del tiempo, se está consolidando y creciendo en cantidad y calidad.   Vamos a repasar algunas de las startups españolas más originales.

- Socialpoint:

El sector de los videojuegos orientados a su consumo en smartphones o a través de plataformas sociales es uno de los más rentables dentro del sector del emprendimiento tecnológico. Algunas de sus creaciones han tenido una gran acogida a nivel internacional. La clave de su éxito pasa por entender los hábitos de consumo de sus usuarios para ofrecerles experiencias de juego a medida.

- Cuicuistudios:

Es una app orientada al aprendizaje mediante el juego. Se trata de un sector con un gran desarrollo en los últimos tiempos, ya que cada vez más, la educación 2.0 está abriéndose paso en la sociedad. Esta plataforma recoge las mejores apps para fomentar el aprendizaje basándose en la teoría de las inteligencias múltiples, que divide las habilidades cognitivas en ocho categorías. Los contenidos se dividen por edades y habilidades a trabajar y permite a los padres hacer un seguimiento del desarrollo de los niños.

 – Uara:

Se trata de una empresa de carácter social. Se dedican a la comercialización de agua mineral y revierten todos los beneficios que generan en favorecer el acceso a agua potable en todo el mundo. Las botellas que utilizan están hechas con plástico completamente reciclado. Una idea que busca crear un impacto positivo, no sólo para sus usuarios, sino a nivel global.

El tejido empresarial de las startups se mantiene, en gran medida, gracias a las inversiones extranjeras que alcanzan en torno al 40 por ciento del total. En cuanto a las cifras internas, Cataluña es la Comunidad Autónoma que más apoya el desarrollo de este tipo de negocios.

Para los economistas, el terreno de las startups plantea muchas oportunidades, ¿te has planteado alguna vez dar el salto y crear tu propia empresa? ¿Conoces algún ejemplo de empresa de este tipo que te llame especialmente la atención? Si tienes una idea original, el emprendimiento es tu camino.

 

 

3 nuevos modelos productivos en los que desarrollarse como economista

El mundo está cambiando rápidamente a todos los niveles. En otros momentos de la historia las etapas eran más prolongadas y los cambios se producían con relativa lentitud. Las novedades tecnológicas son la causa de la aceleración en el ritmo con el que esos cambios se producen y se popularizan hoy en día.

A partir de los años ochenta, el modelo productivo japonés se extiende por el mundo como respuesta a la situación de crisis global que existía en ese momento. Con este modelo, se populariza el trabajo en grupos y se apuesta por el control total de la producción para garantizar la calidad de los resultados. La racionalización del trabajo toma el mando en la economía mundial.

Sin embargo, nada dura para siempre y una nueva situación de crisis he hecho saltar las alarmas a nivel planetario, por lo que se hace obligatorio replantearse de nuevo los modelos de producción.

startup-photos-large

1. Economía colaborativa: El desarrollo de Internet ha conseguido poner en contacto a personas con intereses comunes sin importar en qué lugar del mundo se encuentren. Por ello, no es de extrañar que el consumo colaborativo se haya abierto paso en la economía mundial utilizando las nuevas tecnologías como herramienta.

La base de este modelo es el intercambio de bienes y servicios que se pueden compartir a través de distintas plataformas digitales. Esto conlleva, a su vez, un importante impulso al desarrollo tecnológico. Además, el contacto entre distintos usuarios supone un enriquecimiento cultural que está haciendo cambiar muchas mentalidades en torno a la necesidad de poseer frente a la oportunidad de compartir.

2. Startups: Para algunos se trata de una moda pasajera puesta en marcha por jóvenes apasionados de la tecnología, pero lo cierto es que esta forma de producción genera unos beneficios que hablan por sí mismos. En España, en los últimos dos años el número de empresas de este tipo se ha multiplicado exponencialmente, lo que da buena cuenta de su popularidad y rendimiento. Se calcula que por cada puesto de trabajo directo que genera una startup, se crean 4 indirectos.

Este modelo productivo conlleva muchos beneficios no solo a nivel empresarial, si no que ha calado en la forma de entender el empleo entre los jóvenes que se incorporan al mercado laboral. Su planteamiento apuesta por la transformación del sistema económico pasando por la creación de empleos de calidad y una mejora directa en la productividad de las empresas.

3.Ecología: El agotamiento de los recursos naturales es un hecho. Para afrontar esta situación, algunos teóricos plantean un cambio de modelo que sustituya la linealidad actual por uno cíclico. La producción no debe agotarse con el consumo, sino que tiene que volver al origen del proceso continuamente. Por ello, el reciclaje es el elemento diferenciador clave para que esta teoría funcione.

Las energías renovables son el aceite que hace que la maquinaria de este modelo de producción funcione. Incluso los deshechos generados en procesos industriales o de consumo doméstico pueden dar lugar nuevos recursos que reactiven el proceso. El agotamiento de un producto supone la puesta en marcha de otro, activado un ciclo sin fin.

Esta revolución productiva abre un abanico inmenso de oportunidades para aquellas empresas y profesionales que se muestren abiertos a los cambios y sepan adelantarse a la situación.

 

 

 

 

 

5 nuevas profesiones para economistas

El mercado laboral está en constante evolución. Algunas de las profesiones más demandadas en la actualidad ni siquiera existían hace apenas cinco años. Saber adaptarse a esos cambios y adelantarse a las tendencias es fundamental para encontrar un hueco en el cada vez más competitivo mercado laboral.

Los roles tradicionales se mezclan con las nuevas tecnologías dando lugar a un abanico de posibilidades desconocidas hasta el momento. Las crisis conllevan oportunidades, pero hay que saber identificarlas para no quedarse atrás en la dura labor de labrarse una carrera profesional de éxito.

5-nuevas-profesiones-para-economistas

Así, un licenciado en Economía que se especialice en el sector tecnológico puede encontrar oportunidades de desarrollo que quizá no se había planteado a la hora de empezar sus estudios. Repasamos algunas de esas posibilidades a través de las profesiones más demandadas en el terreno económico.

1. Experto en Big Data: la profesión estrella de 2016. En la actualidad, los entornos digitales generan tal cantidad de datos sobre sus usuarios que se hace necesaria una figura que se ocupe de su gestión y análisis. Estos profesionales son los encargados de extraer conclusiones para determinar las estrategias que los negocios deben seguir para cumplir sus objetivos de crecimiento, por lo que los economistas encajan a la perfección en este perfil.

2. E- commerce Manager: es el responsable del desarrollo comercial y la experiencia del cliente en el proceso de venta online. Debe tener conocimiento sobre todas las herramientas digitales disponibles para el éxito comercial de su proyecto, que se centra en tres aspectos fundamentales: costes, calidad y plazos.

3. Business Adquisition Specialist: profesional del área de ventas. Se encarga de generar tráfico hacia la empresa a través de distintos canales, especialmente digitales. Su misión es desarrollar estrategias que tengan como resultado último el crecimiento del negocio y la evaluación de los resultados de las mismas.

4. Consultor IT: se encarga de analizar el mercado y aconsejar a empresas sobre cómo utilizar las tecnologías de la información para conseguir mayor rendimiento financiero. Se trata de un puesto en continuo desarrollo, sujeto a la innovación en el campo de las telecomunicaciones.

5. Especialista en Marketing Digital: se trata de una profesión en constante evolución, solo apta para personas con una alta capacidad de adaptación a los cambios. Si lo tuyo son los retos y te consideras un early adopter en cuestiones tecnológicas, con habilidades analíticas y creativas, tu futuro puede estar en este campo lleno de retos y oportunidades basados en el planteamiento de estrategias innovadoras.

Adaptarse a los nuevos tiempos es fundamental en el mundo empresarial. Si entre tus pasiones se encuentra la tecnología y la comunicación, es probable que tu perfil encaje en alguna de las profesiones que te proponemos. ¿Alguna de ellas entra en tus planes de futuro?

Interesantes empresas en las que trabajar si eres economista

Para muchos licenciados en Economía, el objetivo es llegar a trabajar en una gran multinacional, de reconocido prestigio. Hacerse un nombre en una empresa respetada parece estar ligado a éxito profesional. Pero no es oro todo lo que reluce y, en muchas ocasiones, trabajar en una gran empresa no siempre viene de la mano con desarrollar un trabajo satisfactorio.

Por suerte, cada vez hay más trabajo para economistas en la industria tecnológica. Tras un proceso de ajuste y aprendizaje, se abre un abanico de posibilidades para el sector en este ámbito y estas son algunas de las empresas más interesantes en las que trabajar.

google

Amazon: Jeff Bezos, CEO del gigante e-commerce, que no deja nada al azar, está contratando economistas de manera masiva. Amazon conoce la importancia de calcular sus precios adecuadamente con sistemas de demanda estimados. Además, apuesta a largo plazo por España, ya que ha elegido Barcelona como sede estratégica del sur de Europa, provincia en la que abrirá un nuevo centro logístico de 2017, iniciando su actividad con 500 trabajadores, cifra que tienen previsto triplicar.

Microsoft: Microsoft organiza eventos de contratación en universidades para intentar contratar a los mejores antes de que se gradúen, por lo que el prestigio de trabajar en la compañía es muy alto. En esta multinacional no solo es posible, sino bastante común, ascender o cambiar de departamento, por lo que nunca llegarás al punto en el que te aburras en tu puesto o creas que no tienes nada a lo que aspirar dentro de la empresa. En la compañía dan mucha importancia a las relaciones laborales por lo que, cada cierto tiempo, los jefes organizan un evento para socializar y que los empleados puedan conocerse entre sí.

Google: Trabajar en la que se ha convertido en la mayor empresa del mundo se ha convertido en el sueño de muchas personas y no solo por el renombre de la marca, sino por las condiciones, el modo de trabajo, lugares y sectores donde se mueve la compañía. Google se han convertido en un imán para los economistas que tengan entre sus destrezas el análisis de datos y ser capaces de computar modelos de manera eficiente. A esto hay que sumar las condiciones que ofrecen en sus sedes, más similares a un club social que a una oficina, y entre cuyos beneficios se encuentran desde alimentos y bebidas gratis hasta masajes corporales. Además, en esta multinacional son muy exigentes con sus empleados pero se preocupan mucho de su crecimiento profesional y de sus aspiraciones.

¿Os gustaría trabajar para alguna de estas innovadoras multinacionales? ¿Conocéis otras empresas interesantes en las que trabajar si eres economista? ¿Qué es lo realmente importante para vosotros a la hora de enviar un CV a una empresa? Si lo deseáis, podéis dejarnos vuestras opiniones en los comentarios.

 

 

Economía naranja: qué es y cuáles son sus claves

En pleno auge de la colaboración, están emergiendo nuevas economías que tienen como base el intercambio de ideas y en la unión de talentos, con el objetivo de marcar la diferencia en el mundo de la Economía.

 Entre ellas destaca la economía naranja, que aún es una gran desconocida en España, pero que viene pisando fuerte y va a dar muchísimo que hablar de aquí en adelante.  Hoy te traemos las claves para entenderla.

economia-naranja-o-creativa

¿Qué es y por qué se llama Economía Naranja?

 La economía naranja, también conocida como economía creativa, es el sector de la economía que involucra la generación de ideas y conocimiento, es decir, el conjunto de actividades que permiten transformar las ideas creativas en bienes y servicios con un alto valor agregado.

Este tipo de economía comprende los sectores en los que el valor de sus bienes y servicios se fundamenta en la propiedad intelectual: desde las artes visuales y escénicas, cine, pasando por el diseño, la moda y la música, hasta la publicidad, televisión, radio y videojuegos.

El color naranja se asocia a la cultura, la identidad y la creatividad. Además, este color está relacionado con el entretenimiento y la extroversión. Finalmente, fue el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) la entidad que coloreó de naranja al valor agregado que producen la industria cultural.

¿Por qué la economía creativa está en pleno crecimiento y se consolida como forma de emprendimiento?

La cultura es un contribuyente neto a las cuentas públicas a nivel internacional y el sector no para de crecer a un ritmo vertiginoso.

Otra razón muy potente es su resistencia a las crisis. Prueba de ello es que este sector ha soportado mucho mejor y más fácilmente la crisis financiera global que sectores como el petrolero. Por tanto, la economía naranja se presenta como una oportunidad para hacerle frente a estas situaciones.

Además, un plus para el mercado español es que la cultura es uno de los estímulos para viajar, por lo que podemos aprovechar la economía naranja para desestacionalizar nuestro destino impulsando y apoyando el desarrollo de una industria cultural propia. En una sociedad cada vez más dedicada al ocio, el valor económico de la cultura está ascendiendo en la escala de valores, por lo que asociada al turismo adquiere un valor estratégico.

Entonces, ¿por qué un sector como la ‘economía naranja’ aún escapa al radar de los economistas?

Hasta no hace mucho la relación entre economía y cultura ha pasado desapercibida y es un tema que transita de puntillas dentro de la teoría económica tradicional. Esto, unido a que la cuantificación financiera de las actividades culturales y creativas es reciente, hace que muy pocas personas se hayan interesado por este tipo de economía, hasta ahora.

Casos de éxito de empresas basadas en la economía naranja

El innovador ‘videoclub’ virtual, Netflix, cada vez consigue un mayor número de suscriptores – superan los 40 millones – y sus ventas anuales prevén alcanzar los 10.000 millones de dólares en 2017. Gracias al desarrollo de la conectividad podemos explicar la velocidad de crecimiento de la Economía Naranja. Servicios creativos como Netflix crecen un 70% más rápido, a mayor velocidad  y de manera creciente a través de Internet.

El Cirque du Soleil, emplea a más de 5.000 personas y sus ventas superan ya los 800 millones de dólares anuales, prueba de que la economía naranja es uno de los conceptos que está revolucionando el sector creativo.

Ha quedado claro que la economía naranja o creativa es, indudablemente, una oportunidad para emprender, teniendo en cuenta el talento, la colaboración y el intercambio de ideas, con el fin de crear productos innovadores, llenos de valor intelectual, aprovechando las herramientas que están en constante evolución, para dar al usuario lo está demandando cada vez más: cultura.

¿Cuál es vuestro punto de vista respecto a la economía naranja? Nos gustaría conocer vuestra opinión en los comentarios.

 

Las 5 empresas más innovadoras del mundo en 2016

Cada año, la prestigiosa revista americana Forbes, especializada en el mundo de los negocios y las finanzas, establece el ranking de las empresas más innovadoras del planeta. Para configurar este listado, Forbes atiende a variables como por ejemplo, la habilidad de los inversores para identificar firmas que se espera, sean innovadoras ahora o en un futuro.

Las empresas se clasifican según su prima de innovación: la diferencia entre su capitalización de mercado y un valor actual neto de los flujos de efectivo de las empresas existentes. La diferencia entre ambos es el bono otorgado por los inversores de capital con la corazonada de que la empresa seguirá creciendo de forma rentable. También, para poder entrar en el listado, las empresas han de tener 7 años de información financiera pública y 10 mil millones de dólares en capitalización de mercado.

empresas mas innovadoras del mundo en 2016

Existen aún más factores a tener en cuenta con los que la prestigiosa publicación elabora su ranking, pero estos son algunos de los más importantes. Sin más dilación, procedemos a mostraros las empresas más innovadoras del mundo.

 

  1. Tesla Motors. La compañía estadounidense ubicada en Silicon Valley, California diseña, fabrica y vende coches eléctricos, componentes para la propulsión de vehículos eléctricos y sistemas de almacenamiento de baterías. Sin duda, argumentos de peso para entender por qué ocupa el primer puesto de este ranking.

 

 

  1. Salesforce.com. Se trata también de una compañía estadounidense de servicios en la nube, con sede en San Francisco, California. Diseñan y desarrollan sus aplicaciones para que sean fáciles de usar, así como soluciones intuitivas que se pueden implementar, personalizar e integrar con otras aplicaciones de software, ya que proporcionan una plataforma tecnológica para clientes y desarrolladores para crear y ejecutar aplicaciones.

 

 

  1. Regeneron Pharmaceuticals. Es una compañía de biotecnología con sede en Tarrytown, Nueva York. Descubre, inventa, desarrolla, fabrica y comercializa medicamentos para el tratamiento de afecciones médicas graves. Comercializa medicamentos para enfermedades oculares, cáncer colorrectal y una afección inflamatoria rara y tiene productos en desarrollo para otras áreas de alta necesidad médica no cubierta.

 

 

  1. Incyte. De nuevo, una compañía biofarmacéutica que se cuela en los primeros puestos de este ranking. Incyte tiene su sede en Alapocas, Delaware, y la compañía tiene un medicamento que ha sido aprobado por la Food and Drug Administration de Estados Unidos (FDA) y se ha prescrito a varios miles de pacientes en los Estados Unidos, Jakafi, para el tratamiento de la mielofibrosis intermedia o de alto riesgo y está en desarrollo como un tratamiento potencial para otros tipos de cáncer.

 

 

  1. Alexion Pharmaceuticals. Por tercer puesto consecutivo desde el número 3 en este ranking, la farmacéutica Alexion tiene su lugar entre las empresas más innovadoras del mundo. Esta biofarmacéutica con sede en Cheshire, Connecticut, y con presencia global, está especializada en el desarrollo de tratamientos para los pacientes con enfermedades raras, graves y potencialmente mortales.

 

 

Como podemos ver en este ranking, la innovación no es simplemente ofrecer los últimos productos y soluciones tecnológicas, sino además, ofrecer soluciones innovadoras a largo plazo, así como tener la capacidad de satisfacer necesidades.

 

¿Os llama la atención que de las cinco compañías más innovadoras, tres sean farmacéuticas? ¿Qué opinión os merece este hecho? Si lo deseáis, podéis dejarnos vuestras opiniones en los comentarios.

Economía colaborativa: 5 claves para entenderla

 

A buen seguro alguna vez habréis escuchado los términos consumo colaborativo o economía colaborativa, y casi con total seguridad, habrá sido con mayor frecuencia a medida que transcurrían los últimos meses o semanas.

5 claves para entender la economia colaborativa

  1. Y es que éste es un fenómeno sobre todo reciente… pero, ¿sabemos realmente en qué consiste?

En Wikipedia se define consumo colaborativo como “una interacción entre dos o más sujetos, a través de medios digitalizados o no, que satisface una necesidad real o potencial, a una o más personas”. Hasta aquí, la definición no parece aportar nada nuevo respecto a lo que podríamos considerar un intercambio tradicional de bienes y servicios; por eso, debemos ir un poco más allá y ver por qué es diferente.

  1. ¿Qué la hace distinta?

En primer lugar, la principal novedad que aporta es que se basa en plataformas digitales (Internet principalmente). Mediante la instalación de aplicaciones móviles o registrándose en portales en la web, los usuarios pueden interactuar con otros usuarios a través de la plataforma en cuestión. Dichos usuarios pueden vender o comprar servicios, o ambos a la vez. A este tipo de plataformas se les llama peer to peer (red entre pares o iguales).

Otro elemento importante y a tener en cuenta es la transparencia de este sistema de consumo: al tratarse de plataformas digitales, las cuales para poder ser utilizadas requieren de activar perfiles similares a los de las redes sociales, es posible valorar la calidad de los servicios contratados, para que otros puedan ver la fiabilidad o no de éstos.

  1. Algunos ejemplos de compañías y actividades basadas en economía colaborativa.

La economía colaborativa abarca distintos tipos de servicios, que van desde el alquiler, intercambio o compartición de todo tipo de cosas, pero las compañías más populares actualmente son las que se basan en el alquiler de coches y viviendas.

Quizá la más famosa de todas sea Uber, una empresa internacional con sede en San Francisco, California, que proporciona a sus clientes una red de transporte privado, a través de su software de aplicación móvil, y que conecta los pasajeros con los conductores de vehículos registrados en su servicio, los cuales ofrecen un servicio de transporte a particulares.

Otro ejemplo conocido es Airbnb. también originaria de San Francisco. Se trata de un mercado comunitario para publicar, descubrir y reservar viviendas. Airbnb cubre unas 2.000.000 propiedades en 192 países y 33.000 ciudades.

En nuestro país también podemos encontrar algún ejemplo de empresas de economía colaborativa, por ejemplo Tutellus, una plataforma de formación online que conecta a profesores y alumnos que ofrecen sus conocimientos sobre cualquier tipo de materia, a través de videocursos.

  1. ¿Cuáles son sus ventajas y cuáles sus desventajas?

A primera vista, una de las ventajas más obvias es el ahorro que se obtiene al utilizar los distintos recursos, por ejemplo en el caso de aquellos que comparten su coche o vivienda. Esto supondría un uso más eficiente del transporte y la energía, así como un mayor cuidado medioambiental. Pagar por aquello que necesitemos sólo cuando lo necesitemos implica un uso mucho más eficiente y racional de los recursos.

Sin embargo, este tipo de consumo va acompañado prácticamente desde sus orígenes por una serie de dudas o desventajas. Por ejemplo, respecto al tema de la incertidumbre regulatoria. Existen dudas y un vacío legal en cuanto a contribuciones impositivas, cobertura de seguros y responsabilidad legal. Por otra parte, compañías de taxis u hoteles denuncian el instrusismo que pueden llegar a suponer estas prácticas para su negocio.

  1. ¿Cuál es su futuro?

Parece ser que la economía colaborativa ha venido para quedarse, pero lo que parece también cierto es que se encuentra aún en una fase temprana y habrá aspectos que deban pulirse para una mejor adaptación de ésta a la sociedad. Las claves apuntan a que debe existir una mejor regulación, más clara y transparente, o una mejor definición de los roles según sectores de negocio (por ejemplo, definir el papel del agente productor). Lo que parece claro es que la economía colaborativa tendrá un papel de importancia creciente en los años venideros.

Con todas estas claves, podemos ya hacernos una idea de lo que este tipo de economía es, y sus ventajas e inconvenientes. No cabe duda de que tiene y tendrá sus defensores y detractores, y nos gustaría saber en qué lado os encontráis vosotros. Podéis dejarnos vuestras impresiones en los comentarios de abajo.